Desde el otoño del 2016

En una ciudad al norte de la prefectura de Saitama, en un edificio compartido de 2 pisos, a 5 minutos de distancia desde la estación, me encontraba hablando por teléfono como unos 30 minutos.

­—Yo no…, por eso no sé qué decirles, aunque me lo pregunten. Un lugar a donde podría ir el presidente1, más bien eso quisiera saberlo yo, ¿eh? ¿Alguna tienda a la que iba? Parecía que solía ir a un bar de acompañantes cerca de la avenida Puropera2, pero desde que no tiene dinero, ya no lo hace. ¿La casa de sus parientes? Esto . . . era en Toyama… Ishikawa… era por esas zonas.

Mire el reloj de reojo. Ya eran pasadas las 2pm.

—Bueno… si me llama, les informaré de inmediato. El jefe no es bueno guardando secretos. Además, no he recibido mi sueldo de los últimos 6 meses . . . Hace 3 meses que me echaron de mi apartamento por no pagar el alquiler, he estado viviendo en la oficina. Sí, claro. Entiendo, hasta entonces.

—‹‹gacha›› Colgué el teléfono.

— Fuu…

Soltando un suspiro, hable mirando hacia la esquina

—Presidente, la llamada terminó.

Unos segundos después de haberme escuchado, la criatura que estaba cubriéndose con el futón3 debajo del escritorio, se arrastró fuera de su escondite.

—Wow, Hashiba-kun. ¡Esa fue una actuación increíble~! ¡Muchas gracias! ¡Mil gracias!

El pequeño y gordo señor saltó de alegría con ambas manos elevadas, y una gran sonrisa se mostraba en todo su rostro.

—Sabes… hay un rumor que dice que ellos eran delincuentes, sus caras dan mucho miedo, sus ojos también son aterradores, no son personas con las que pueda tratar. Hace unos días me dijeron que si no podrá devolver el dinero, que entregará uno de mis ojos.

—Presidente

Suspiré profundamente, giré mi silla y me senté mirando de frente al presidente. El que se encarga de las llamadas llenas de reproches de los clientes; cuando no cumplimos con los plazos establecidos, y el que le comunica al presidente sobre eso siempre soy yo. Eso me hace querer suspirar una o dos veces más.

—¿Le parece si hablamos sobre lo que está pasando? Si seguimos a este paso nada bueno ocurrirá.

—¡Eso lo entiendo! ¡Lo entiendo, Hashiba-kun! Si sigo así, con una deuda de 50’000’000 yenes4, solo me esperará un aburrido final hundiéndome en la bahía de Tokio con una pesada piedra. (Pdta.: Acá literalmente dice un final aburrido… No sé qué pasa por la cabeza de este hombre…)

—Entonces…

—¡Pero, créeme! Si el proyecto de la revista de manga que está en la otra línea va bien, ¡nos pagarán 30’000’000 yenes! Así que, si nos descubren antes de que eso pase, ¡nuestro plan habrá sido en vano!

—Ahh

Esta es una empresa de juegos y el presidente que está aquí, es el presidente de esta empresa. Sin embargo, ¿por qué está hablando sobre una revista de manga? No hay duda de que alguien lo debe haber incentivado.

—¡Este proyecto es asombroso! ¡Es el primero en la historia, lanzaremos la versión en físico y la web al mismo tiempo! Podrán leer la misma obra gratuitamente en smartphones y computadoras. Además, ¡el creador de esta serie era un escritor veterano de la revista semanal Shounen Samp!5¡La preinscripción ya ha superado las 5000 personas!

Habiendo dicho eso, me mostró en la poco confiable tableta la página web, no importa como lo veas, diez… no, veinte años, se me hacía muy familiar verla, pero a la vez era aburrida, lo único que podía hacer era sonreír amargamente.

—Presidente, ¿y la monetización?

—¿Monetización? ¿Qué es monetización?

Mantén los pies sobre la tierra.

—¿Quiénes son los editores con los que estamos cooperando?

—No hay nadie, ni uno solo.

—¿Lo venderás por volumen? ¿Cómo obtendremos las ganancias?

—¡No necesitamos apresurarnos con la carga del dinero por la membresía!

Una vez que todos los preinscritos se enteren de esto nos dejarán. Asimismo, nos pueden atacar por medio de los comentarios. Es mejor no pensar en eso…

—Soy inocente! Solo utilizo el sistema de ganancias que es más usado en estos momentos…

—Además, si creamos una obra interesante se podrá logra…

—¡Eso no pasará!

—‹‹pan›› Golpeé fuertemente el escritorio.

—Hi- por favor detente, no golpees la mesa. La violencia es mala.

—Debido a su imprudencia de hacer planes sin tener conocimiento alguno, todos los demás renunciaron, ¿cierto?

—N-No es necesario que digas esas cosas tan crueles directamente…

—¡Lo tengo que decir! Después de todo, ¿el encargado de la animación?, ¿el creador del escenario?, ¿El programador? Asimismo, ya no está el administrador que se esforzaba en conseguirnos financiamiento, ¿cierto? Aunque todos estaban aquí… ya no queda nadie.

—Eso es cierto… todos se fueron… el único que se quedó fuiste tú, Hashiba-kun.

—Eso fue solo porque me demoré en irme…

—Pero, el trabajo del mes pasado “¡Puriketsu!¡~Pretty na shoujo no ketsudan~!”6, ¡fue gracias a tu esfuerzo que de alguna forma pudimos sacarlo! Como siempre, al final siempre haces algo que en verdad nos salva. ¡Esa fuerza definitivamente la necesitaremos en nuestra siguiente empresa!

—…Antes de aceptar eso, hay muchas cosas que tengo que hacer primero.

Giré mi silla en la dirección opuesta, y fijé mi vista a la pantalla LCD.

En el buzón de entrada de la empresa, había muchos correos que estaban como “no leídos” acumulándose.

Quejas de los creadores solicitando sus pagos, mensajes de clientes con información dudosa insultándonos… todos eran mensajes así.

—De todas maneras, por favor deténgase de estar persiguiendo ciegamente sus sueños. No está mal pensar en nuevas ideas, pero usted como presidente tiene la obligación de pensar de manera más realista, ¿me entendió?

—Haa—suspiré nuevamente—

—Bueno, puede ser que todavía este aquí por casualidad, pero lo seguiré, presidente. Así que, demos lo mejor de nosotros para deshacernos de nuestras deudas…

A mitad de mi oración, en el momento en que levanté la mirada, el presidente había desaparecido.

—¡Ehh! ¡¿Presidente?!

Este piso no era espacioso, aun así, no había nadie cuando miré a los alrededores.

—A donde fue…

Al no saber en dónde buscar, giré mi cabeza dos, tres veces hasta que…

—¡Gya~! ¡¡Per- perdónenme por favor!!

Una voz increíblemente temblorosa, resonó fuera del edificio.

 Preocupado, me levanté de mi asiento y miré hacia afuera por la ventana.

—¡Maldito, con que estabas aquí! No creí encontrarte tan fácilmente aquí.

Dos hombres vestidos de negro lo agarraron de ambos brazos.

—¡Es un error! Un empleado mío me llamó llorando, así que vine…

—Si, como digas. Así que entra de una vez al auto.

—¡No~! ¡Deténganse~! ¡No me gustan los autos~!

Los empujaron hasta los asientos que se encontraban en la parte trasera del auto, y con un golpe fuerte cerraron la puerta.

—Pan—sonó, la puerta fue cerrada como para no volver a ser abierta otra vez.

Con el sombrío sonido del motor, el auto blanco, con el presidente dentro, se fueron con dirección al oeste.

La figura del auto desapareció, junto al olor a gas que rondaba en los alrededores. El silencio volvió a los alrededores, aun así, seguí viendo hacia donde había partido el auto.

El sol lentamente bajaba, se ocultaba en el horizonte.

—…Con esto, ya puedo decir que soy un auténtico desempleado, ¿cierto?

Hashiba Kyouya, 28 años.

Nací, crecí en una en una ciudad que se encuentra en la región oeste de la prefectura de Nara, y me gradué en una universidad privada de por aquí. Deseando trabajar en el sector de desarrollo de juegos, empecé mi búsqueda de trabajo7, pero fallé en todas mis entrevistas. Cuando al final conseguí una oferta laboral, fue en una empresa que se dedicaba a la venta de productos del día a día en la cual, desde el inicio, tuve que ser transferido a diversas sucursales.

Tiempo después sin haber olvidado mi sueño de convertirme en desarrollador de juegos, cuando trabajaba como vendedor en una tienda de juegos en Akihabara, un conocido me presento a un presidente de una empresa de desarrollo de juegos. Como una persona de 26 años que debe cumplir su sueño, me convertí en director de una empresa de eroges.

Sin embargo, la empresa a la que entré era una cascara vacía hecha de los grandes sueños del presidente.

El famoso ilustrador que dijeron que definitivamente estaría en el proyecto, nos rechazó 5 minutos después de haberle enviado el correo de solicitud. Así que al final, con las técnicas que aprendí cuando era vendedor, a la ilustradora que convencí de ser parte del proyecto haciendo dogeza8, renuncio a la mitad de este por los continuos mensajes del presidente por acoso sexual. Además, jactándose de las ficticias conexiones que tiene el presidente, un escritor famoso no respondió nuestro correo, en cambio publicó

— Me llegó un correo basura sobre un trabajo LOL– en un SNS9.

Por eso, sin haber encontrado un escritor, tuvimos que utilizar la poco trabajada trama escrita por el presidente y crear una historia todos nosotros. Sin haber realizado correcciones al trabajo lo enviamos a desarrollarse, esto ocasionó que tuviéramos dificultades con los tiempos, y terminamos atrasándonos 1 año en la publicación del eroge.

Mientras más lo piensas, más probable parece. Una historia con unos dibujos tan terribles como su historia. — En verdad… como es que duró tanto tiempo esa empresa…

Mientras los empleados iban desapareciendo, siempre terminaba haciendo el trabajo que ellos dejaban. Cuando la ilustradora renunció, terminé haciendo los dibujos copiando el estilo de sus ilustraciones. Cuando la persona que estaba a cargo del diseño gráfico renunció, también hacía el coloreo, me encargaba de los afiches promocionales, mientras sufría, de alguna manera logré terminar de editar el PV10del eroge. La edición de las voces, los diálogos, la programación, en cualquier trabajo que se hizo no había ninguno en el que no haya ayudado.

Sin embargo, el resultado fue un juego incompleto. El programa del cual el presidente se jactaba resulto lleno de bugs. Al 5to día de hacer las correcciones para que el juego pueda funcionar normalmente, ya nadie veía nuestro software con buenos ojos.

Al final, en mi billetera solo quedaba un billete de 5000 yenes. No me quedaba nada más que eso.

Por eso compré un boleto para un viaje nocturno en bus hasta Nara, y me subí inmediatamente.

El destino era la casa de mis padres.

Al final, después del incidente de la oficina, el presidente nunca volvió. Al final, sin haber recibido mi sueldo, sin haber pagado el alquiler, solo podía esperar a que me desalojaran de la oficina. Es por eso que no había ningún lugar aparte al que pueda regresar.

Para disculparme llamé a muchas personas relacionadas con nuestra empresa, también hubo personas que me ofrecieron alojamiento. Ahora que lo pienso, si hubiera querido quedarme en ese tipo de trabajo podía hacerlo.

Pero yo ya estaba cansado de eso.

Más que disfrutar mi trabajo en una empresa de desarrollo de juegos, al tener que trabajar bajo el mando de un presidente así, poco a poco fui cansándome de ese trabajo.

Tal vez solo es un simple cansancio, pero no pude pensar en nada más que volver a casa.

–Uhm… ¿Una notificación?

En ese momento, el smartphone que estaba en mi bolsillo vibró.

Me había llegado un correo.

El destinatario era Niconico douga11.

—Ahh, desde las nueve harán una transmisión en vivo.

Aunque también era por trabajo, estuve registrado en varias comunidades desarrolladoras de juegos. Es por eso que cada vez que un programa iba a ser transmitido, recibía una notificación. Esta vez era una transmisión por la empresa “Succeed Soft”12conocida en el mundo de los eroges.

En cuanto conecte mis audífonos la transmisión comenzó.

—¿Anunciarán un nuevo proyecto…? Que sucedió aquí…

“Succeed Soft” es una empresa veterana que tiene mucho capital, son capaces de mantener en trabajo 3 proyectos al mismo tiempo. Una excelsa empresa desarrolladora.

A cambio de esa estabilidad, los creadores y trabajadores dentro de la empresa también eran fijos, por eso la competencia los ataca con comentarios que remarca su falta de innovación.

Aunque el anuncio de esta vez se siente diferente.

—No es posible, ¿acaso crearan una nueva línea de proyecto…?

La sorpresa de los fans era evidente ya que en la pantalla los comentarios de sorpresa y preguntas eran tantos que ocultaban la transmisión.

—¡Disculpen la demora! Sin más preámbulos, ¡El anuncio es sobre un nuevo proyecto!

Al momento que la persona encargada de la producción y de la publicidad con una sonrisa anunciara el mensaje, la pantalla cambió al PV del juego.

Fue un video que claramente contenía elementos de animación que deben haber costado mucho dinero. Comparado con el PV que llegue a terminar de alguna manera antes, la diferencia es tan grande que no se podrían comparar.

—¡¿Ehh?!

Después de haber visto la escena de los créditos, me levanté de mi asiento involuntariamente.

Recibí miradas extrañadas de las personas que se encontraban sentadas en el autobús.

Sin embargo, sin importarme eso no podía separar la vista del smartphone que tenía en mis manos.

Ahora en la pantalla estaban los créditos magnificados.

Diseño de personajes: Akishima Shino

Escenario: Kawagoe Kyouichi

Tema musical: [email protected]

La cantidad de comentarios que comenzaron a salir fueron tantos que ocultaron completamente los nombres.

 —Es una broma… como se esperaba de Succeed Soft.

Al escuchar los susurros, me senté rápidamente y me encorvé en mi asiento.

 Akishima Shino, ilustradora. Ella es mucho más famosa que la ilustradora que rechazó nuestra oferta, más preciso, está muchos escalones más arriba en los rankings, la super famosa ilustradora. Tiene experiencia en el diseño de personajes para anime, hace unos días atrás abrieron una exhibición con sus ilustraciones. El libro, que se empezó a vender hace poco tiempo y que contiene todas sus ilustraciones, es mi mayor tesoro.

Kawagoe Kyouichi, escritor de novelas ligeras. En su último anime recibió la mejor de las valoraciones, su novela dirigida a los fans de las novelas ligeras, estuvo 2 años en el 1er puesto de popularidad13, es el autor de “Aigyaku no Bloody sword”. Actualmente, está creando novelas literarias (acá se quiere hacer la distinción entre novelas ligeras y las novelas literarias… Las novelas normales por así decirlo espero que se entienda la idea…) orientadas al público en general, que, de igual manera, están recibiendo buenas críticas.

[email protected], compositora y cantante. Sus canciones son muy populares, tanto que son usadas en animes y también por vocaloids. Su nivel está llegando a las ligas mayores, los discos con sus hits están arrasando en el mercado. La subasta de las entradas para sus conciertos premium sobrepasó el costo de 100 000 yenes.

Yo también soy fan de todos ellos. Todos los juegos en los cuales Akishima Shino era la encargada de las ilustraciones, los he completado al 100 por ciento, incluso he leído los folletos con las configuraciones de los juegos, desde que salió el primer volumen de “Aibura14” he comprado cada una de las publicaciones, también, después de haber sufrido mucho, pude conseguir boletos para los conciertos de [email protected] y agité mis manos en el concierto hasta que ya no podía mover los brazos.

En conclusión, ellos son creadores que están en las ligas mayores.

El presentador también informó que ya se había confirmado que una de las novelas del propio Kawagoe iba a ser adaptadas al anime, con una cara sonriente el presentador seguía dando las noticias.

Después de esto, al parecer iba a haber una sesión de saludos con los 3 presentes, pero para ese momento yo ya había cerrado la transmisión en vivo.

—Haa— suspire asombrado.   

Aparte de que los 3 son creadores de muy alto nivel, tienen otra cosa en común.

En verdad, los 3 tienen la misma edad y se graduaron de la misma universidad llamada “Geijutsukei daigaku”. 

Ellos desde la universidad ya eran sobresalientes. En esos años, aparte de ellos, había otras personas de primer nivel que también sobresalían, es por eso que esa generación es llamada “La generación de platino”.

—Estar a la misma altura que los creadores de juegos de la generación de platino… son solo sueños…

Que, por culpa del acoso sexual del presidente, la ilustradora se haya ido, parece tan irreal que me dan ganas de reír.

Desde hace mucho tiempo me gustan los juegos.

Desde que estaba en 3er año de primaria todos los días hablaba con mis amigos sobre los juegos. El poco dinero que iba ahorrando, todo lo invertía en juegos. El día después de haber sido conmovido por una obra maestra, empecé a escribir títulos y pequeñas anotaciones en un cuaderno. Decidí que en el futuro definitivamente trabajaría en una empresa desarrolladora de juegos.

Sin embargo, si pones tus sueños al frente de la realidad poco a poco van atenuándose, graduarse de una facultad de una universidad común, como si recién recordará tratar de aplicar a empresas desarrolladoras de juegos, fallar en todas las entrevistas y cuando te das cuenta, terminas en un trabajo que no te apasiona.

Por eso, cuando me convertí en el director de una empresa desarrolladora de eroges, en verdad estaba feliz.

Aunque cuando fueran proyectos pequeños, iba a poder crear los juegos que tanto admiraba.

Iba a poder crear juegos como aquel que me prestó mi amigo el cual terminé de jugarlo de madrugada mientras lloraba, como aquel cuando trabajaba a medio tiempo, en el cual era complejo conseguir la ruta de la heroína que me gustaba, como aquel que tuve que hacer una cola bajo la lluvia por horas para poder comprarlo. Ahora iba a estar al lado de los creadores, iba a poder crear obras que inspirarán a las personas.

Al final, pareció como si el presidente hubiera contribuido para que llegué a un bad end15.

—…Ya no… se podía hacer nada.

Aunque lo haya hecho de una errónea manera, el presidente también era alguien que soñaba con crear un buen juego, es por esto que como teníamos el mismo sueño, lo apoyé hasta el final. Es por esos sentimientos que, aunque hubiera tenido que estar trabajando sin descanso, hubiera completado los proyectos.

Pero todo ya era demasiado tarde.

—Estimados pasajeros, en unos momentos el bus llegará a Shizuoka. Nos detendremos por 10 minutos en el estacionamiento, así que…

Mientras el anuncio se escuchaba, guardé mis cosas preparándome para ir a los servicios.

En estos momentos, el programa ya debe haber pasado a la entrevista.

Muchas personas dentro de Japón deben estar prestando atención a las declaraciones de ellos 3. Imaginando, esperando que maravilloso juego crearán.

En cambio, a nadie le interesa que vaya a los servicios higiénicos.

Ellos 3 que pertenecen a la generación de platino, tienen una segunda similitud más.

Nacieron en el año 1988.

Ellos tienen la misma edad que yo.

Tan pronto como llegué a la casa de mis padres, me dijeron que ordene mi cuarto.

También, que mi hermana menor Miyoko tuvo problemas en su matrimonio y se divorció. Ella también volverá a casa con su hijo. Por eso me dijeron que el cuarto que estaba usando sería de ellos dos. Hijo desempleado, hija divorciada. No queda más que decir que la vida está llena de altibajos.

Al no poder refutar sobre lo de desempleado, empecé a ordenar mi cuarto a regañadientes.

—¿Ehh?, ¿aquí estaba esto…?

En el estante había una caja de cartón. Al abrirla sentí como si hubiera viajado al pasado.

Allí estaba el cuaderno en el que escribía los títulos de los juegos que imaginaba, en ese tiempo creía en que si me esforzaba y escribía todos los días mejoraría, aunque solo duré 5 días, también se encontraban los mangas y novelas ligeras que leí.

Pero, algo que debía estar dentro no lo veía por ninguna parte.

—Uhm… donde estará…

Vacié y revisé la caja, pero no lo pude encontrar en ninguna parte. Ni en el escritorio, ni en los espacios entre muebles, no estaba en ninguna parte.

—… Una llamada, ¿aló?

—¿Hermano? Perdón por hacerte ordenar tu cuarto~, ¿estas libre ahora?

Al otro lado del teléfono, estaba mi hermana que se encontraba en Tokio y que seguía hablando usando el dialecto de Kansai

—Si, estoy libre. ¿Qué paso?

—Bueno… cuando estaba poniendo en orden mis cosas, encontré algunas de tus cosas dentro, y pensé que lo estarías buscando por eso te llamé

—¿Algo mío? ¿Qué cosa?

—La notificación de ingreso. Es importante para ti, ¿cierto?

—…Sí, la estaba buscando. Si me lo traes te agradecería.

—Ok. Nos vemos más tarde.

Corté la llamada, y así me eché encima de la cama.

Estuve mirando fijamente al techo. Desde que estuve en la preparatoria este techo no ha cambiado.

—En ese entonces, ¿Por qué abre tomado ese examen…?

Yo, que era un alumno con notas regulares que no sobresalía, tomé muchos exámenes para universidades normales que se encontraban cerca.

…Pero al mismo tiempo, no sé qué paso por mi mente, pero también tomé el examen de una universidad de otra prefectura.

Oonaka geijutsu daigaku, departamento de arte de imágenes. Conocido por todos por ser el alma mater de los directores de anime. Este fue el escenario donde el super famoso mangaka, creó “Akaihonou”, así como el mundialmente desarrollador de juegos “Jintendou16” muchos de los creadores famosos salieron de esta universidad, y allí fue donde yo también mandé mi ficha de aplicación.

Llamado comúnmente como Ougei, de cada 5 estudiantes 1 deja la universidad, conocida porque no sigue al sentido común. Además, esta es el alma mater de ellos 3.

El examen incluye un examen de guiones gráficos, de escenario y preguntas desconocidas que te hacen sostener tu cabeza de la sorpresa. Como di el examen sin esperar nada, no estaba al pendiente de los resultados de este.

—Al final lo tomé… ¿Por qué habrá sido?

—Así es, yo por alguna razón, pasé el examen.

Por supuesto en ese momento estaba muy feliz. Pero, aunque era la universidad a la que quería ir, por alguna razón nunca llegué a matricularme.

Si me hubiera matriculado en Ougei, si hubiera estado en la misma clase que ellos…

—Haha… igual no hubiera pasado nada especial.

Aunque haya ingresado a Ougei, no es como si estuviera asegurado que me volvería famoso. —Pero si…Y si hubiera…—. Solo son suposiciones. Para alguien como yo que vive una vida de mierda son solo sueños.

—…Si. Si eso pasará…

Me imagino a mí mismo,  aunque nunca los vi en persona, pasando una vida escolar junto a ellos.

Me imagino hablando con ellos sobre las creaciones, discutiendo, molestándonos, llorando, riendo…

Impulsándonos con nuestras creaciones como equipo, siendo capaces de llegar a crear algo tan bueno por mí mismo.

Y después… y después.

 —Pero eso, ¡Que tiene!

Los bordes de mis ojos se calentaron y mi visión se volvió borrosa.

Con cada respiración, el aire pasaba rápidamente por mi nariz.

—Ya es demasiado tarde.

Todo se acabó, ese día hace 10 años.

El resultado de perseguir un sueño sin darlo todo de mí. El resultado de solo ser aceptado por un presidente inútil y a la vez de una empresa sin futuro, soy yo.

Pensé en aguantar todo hasta el final. Pero no pude hacer nada. A pesar de las miserables condiciones, al ilustrador que me dio ánimos, pese a los imposibles horarios que se tenían, al diseñador gráfico que me sonreía amargamente, no pude contestarles correctamente.

El juego a medio terminar que lanzamos, era una representación de mi vida.

—En todo este tiempo, ¿Qué he estado haciendo con mi vida?

Me reí sarcásticamente, y así cerré mis ojos.

Si pudiera volver a ese momento.

Recordé el tiempo cuando estaba tomando los exámenes de ingreso.

En ese tiempo mi hermana seguía siendo una estudiante de primaria. Yo estaba en la época donde me preparaba para los exámenes de ingreso, estaba muy emocionado por darlos.

Cada vez que recibía una notificación de una universidad, mi hermana la sacaba del buzón para entregármela. Como si de ella se tratase, me la entregaría agachando sus hombros y con una cara triste si fallaba, y me la entregaría saltando de alegría con sus manos agarrando las mía si pasaba.

Escucho el sonido de alguien subiendo las escaleras.

—¿Acaso ya habrá llegado?

Esos sonidos me despertaron.

Para comprobar la hora, estiré mi mano para agarrar mi smartphone, cuando…

—¡Onii-chan!

—Pan— con un sonido fuerte abrió la puerta.

—¿Qué pasa, Miyoko? Me sorprendis…, ¿Qué paso? ¿Por qué estas vistiendo esas ropas?

Mi hermana, que este año cumple 24 años, madre soltera con un hijo, estaba parada frente a mi vistiendo un uniforme. 

—Ehh? Bueno… es mi uniforme…

Mi hermana me respondió con una cara que decía ¿Qué tiene?

—No me refiero a eso… ¿estás haciendo cosplay?

¿Acaso tu exesposo tenía esos hobbies? Nunca escuche algo acerca de eso…

—Que tonterías estás diciendo, más importante que eso, ¡toma!

Sin tomarle importancia a mis palabras, me entregó un grueso envuelto.

—Onii-chan, ¡felicidades! ¡¡Pasaste el examen!!

¿…………………Ehh?

No, ciertamente tu dijiste que ibas a traer la notificación de aprobación que por accidente se mezcló con tus cosas.

¿No crees que estás exagerando? ¿Incluso hacer un cosplay?

—Tú, hace rato por teléfono…

Mientras decía eso, mi mano, que se estaba dirigiendo a agarrar mi smartphone, se detuvo.

No hay ningún smartphone.

En su lugar había un celular con tapa de hace muchas generaciones atrás.

La confusión apareció en mi cabeza.

—¿Ehh? Espera, ¿qué está pasando?

Nuevamente mire alrededor del cuarto.

Al otro lado de la cama hay un televisor CRT17. Junto a ella estaba una PS2.

Solo había 7 volúmenes de Zero-Ma[ en el estante cuando estaba seguro de haberlos comprado todos. Asterisk…Haganai18, también…Sus figuras no se podían ver en la estantería.

Entré en pánico y corrí hacia el calendario que estaba colgando en la pared.

—Onii-chan, ¿estás bien? De repente empezaste a hablar sobre si postular a Ougei, estabas muy impaciente por los resultados… Y ahora qué sabes que has pasado… Mas importante que eso, ¿por qué de pronto estás hablando en japonés estándar?

Ya no podía escuchar más la voz de Miyoko.

Todas estas cosas extrañas que me daban una mala sensación, se aclararon una vez que vi los números en el calendario.

—… Año 2006 …


El objetivo de “Einherjar Project” es traer traducciones al español de obras literarias japonesas con una mentalidad sin ánimo de lucro. Todo el material aquí presente en esta página web no tiene el fin de generar ganancias económicas o publicitarias. El equipo de “Einherjar Project” no se hace responsable del mal uso de nuestro contenido por parte de páginas ajenas. Repudiamos el uso de un “acortadores de links” o cualquier otro método que su fin sea generar ingresos económicos por visita.


  1. N.T: Presidente de la empresa donde nuestro protagonista (Hashiba Kyouya) está trabajando.
  2. N.T: Es el nombre de una conocida avenida en Harajuku, tiendas de gran popularidad se encuentran en ella.
  3. N.T: Es un colchón de algodón, según la tradición japonesa, que se tiende directamente sobre el suelo.
  4. N.T: Aproximadamente en dólares son 500 000 dólares americanos.
  5. N.T: Entendí esa referencia xD
  6. N.T: Es el nombre del juego ficticio que crearon… no les diré lo que verán al buscarlo en Google.
  7. N.T: En japón, el último año de la universidad te concentras en buscar empresas para en dónde trabajar.
  8. N.T: Se realiza en el caso de disculpa y solicitud, las personas se arrodillan para mostrar su sumisión absoluta o remordimiento extremo. Esto se denomina Dogeza. (Wikipedia).
  9. N.T: Social Network sites: redes sociales.
  10. N.T: Promotional Video: El video promocional.
  11. N.T: Es una página web relacionado al anime y manga. La recomiendo, puedes leer algunos mangas recientes que no están en otras páginas recolectoras. Por ejemplo, allí me puse al día en el manga de esta novela, actualmente va en el 6.1 estoy esperando ansioso la continuación :3(Psdt: Está en japones).
  12. N.T: Esto es un juego de palabras, en español es empresa exitosa.
  13. N.T: Aquí se quiere enfatizar que sus novelas, aunque no fueran del estilo “light” sino más bien cerca a la cantidad de una novela normal, tuvieron mucha acogida.
  14. N.T: Este es el nombre acortado de la serie Aigyaku no Bloody sword.
  15. N.T: Final malo, comúnmente en novelas visuales.
  16. N.T: Referencia a la empresa creadora de Pokémon.
  17. N.T: Los televisores antiguos que parecían una caja.
  18. N.T: Zero no tsukaima, Bokutachi tomodachi ga sukunai, Gakuen toshi asterisk.