Hace unas semanas antes era normal que al volver a casa, no esté ninguna luz prendida.

Allí no sentí ni un poco de soledad.

Pero de un día para otro, la luz prendida se hizo normal.

Una casa desaparecida, esa era la imagen que me daba.

Y ahora siento que es una casa cálida, hasta ahora despierta en mi un sentimiento muy lindo de sentir.

Mientras Haruki pensaba en ello, abre la puerta.

—tadaima.

—Okaerinasaia!

—Okaeri! 

—Okaerinasai.

Siento que ya estos días son más corrientes.

—Haru nii, yo sostengo su maleta.

—oh, gracias.

Hakua estiraba su mano, le doy mi maleta. Luego Hakua alegre celebra con una expresión como si su trabajo aquí hubiera acabado.

—Ah, Haruki kun, aquí está algo arrugado, démelo que yo lo plancho.

Lo siguiente, Roka recibe mi saco y para plancharlo.

Ahora que veo bien si estaba algo arrugado.

—ah era verdad, por favor te lo encargo.

Roka al recibir mi saco lo abraza.

—fufu, el olor de Haruki kun.

Y pone una sonrisa traviesa.

—¿aún no estoy botando olores a queso de anciano no….? Por favor dime que no.

Siempre lo molesta y Haruki ignora pero esta vez si le choco un poco.

—hmm, yo creo que es rico olor. 

Lo que respondió Roka no era un si o un no, por si acaso Haruki se huele sus axilas, pero ni él sabía a qué olía.

—Está bien, yo también creo que huele bien.

Hakua se acercó y empezó a oler el cuerpo de Haruki de cerca.

—oh, Ou……

—Este, Haruki san!

Mientras ponía una expresión de no saber cómo salir de esto, Iori me llamo.

—Yo-Yo también……!

Cuando la mire, entro en mi visión una chica sonrojada.

—Yo también, eso…..

Iori trata de decir algo, pero solo escucho murmullos.

—Yo también tengo hambre, así que comamos juntos!

Luego, con una expresión difícil de entender, se volteó y dirigió sus piernas hacia la cocina.

—Si, Uhm. Hagamos eso.

Un mal presentimiento despertó, pero Haruki no tenían ninguna razón para darle la contra así que asintió y la siguió.

—……..awww.

El suspiro de Iori delante mío, me llamo la atención.

***

Ese día en la cena, era muy deprisa, pero a la vez muy alegre y brillante. Ver las caras de las hermanas Kozakura sin ninguna gota de tristeza como los anteriores días, alivió el corazón de Haruki.

El propio Haruki se sentía más ligero sin esa carga, después de comer se iba a la sala a relajarse. 

—Ah, Haruki san……

Allí, Iori sacó la cara.

—Ha-Ru-Ki KUN!

Lo siguiente fue que Roka vino detrás, esquiva Iori y se pone enfrente de Haruki, doblando las rodillas en el piso imitando la forma de sentarse del Japón antiguo. 

Luego de eso, por alguna razón después de tomarse un tiempo para respirar y tragar saliva, dijo,

—……Después de comer, es tiempo de la hizamakura! Anteriormente ya se lo dije, será gratis!

Con una sonrisa levanta la cara, y expande sus brazos hacia Haruki.

—¿por qué dices eso como si yo lo hubiera pedido…?

—Nah, no Te preocupes por los detalles! Mira, es una hizamakura gratis de una chica de preparatoria!

—¿qué pasa tan de repente?

—No se, bueno no seas tímido y ven!

—Ok, ok.

Al sentir un ambiente en donde no terminaría hasta que le diga que si, Haruki levantó sus caderas.

—…….to, lo siento, Iori chan. ¿Qué deseas?

Volteo a ver a Iori, y le preguntó en qué puedo ayudarla.

—Ah, no……

Mientras veía a Roka y Haruki relacionarse, a Iori se le hizo difícil hablar.

—Ver-Verdad! El desayuno de mañana, ¿qué deseas comer pan o arroz?

Las palabras que vinieron solo se escucharon como si se le hubiera ocurrido recién, creo que era muy diferente a lo que ella quería decir en primer lugar.

—Aah, entonces, ¿qué tal arroz?

—Me parece bien. ¡Así será!

Pero Haruki al responder, Iori asiente y de inmediato regresa a la cocina.

(¿Qué acaba de pasar…..?)

Desde ese suspiro antes de la cena, tiene una actitud muy rara. 

(La próxima vez, si o si le preguntaré)

Haruki después de reflexionar por lo sucedido en el anterior accidente, se propone eso.

—Haruki kun no debería de tocar ese tema de onee, de esa forma.

Como si estuviera viendo a través de él, Roka dijo aquello.

—cuando Haruki kun, es quien da El Paso, onee es la que se pone tímida, hasta yo me he dado cuenta…..además,

Y en ese momento, Roka puso una sonrisa encantadora.

—Si sigue llendo a eso pasó de cangrejo, de en vez de avanzar, retrocede, entonces yo seré la que me lo devore para mi solita. Onee.

¿Eda palabras iban dirigidas para Iori y no para Haruki ?

—…..¿a qué te refieres?

Sin poder entender nada, Haruki inclina hacia un lado el cuello en señal de duda.

—bueno, ¿pronto seguro que Haruki kun entenderá? Sin importar la forma….así será.

Las palabras de Roka, se clavaron en mi mente, sembrando profundamente la duda.

—Por encima de eso, vamos! Hizamakura!

Roka señalando como si la conversación ya hubiera terminado golpea sus muslos.

—bueno, no tengo problema….

Abrazando un pensamiento aún no claro, Haruki obediente gira su cabeza y la pone encima de sus muslos de Roka.

(…..lo sabía, se siente diferente a la de Iori chan)

La primera diferencia es que la zona peligrosa es más pequeña que la de Iori, así que puedo ver claramente su cara desde aquí abajo.

—……Haruki kun, ¿acaba de comparar el tamaño de los míos con los de onee, no es cierto?

—Nah, claro que no. 

Por habérselo dicho con una mirada algo fría, hizo que la voz de Haruki temblara y se escuchara más débil de lo corriente.

—No tengo problema con eso. Porque es verdad de que las de onee son mucho más grandes.

Mientras decía eso se veía en sus ojos un color de culpa por alguna razón, ¿será que piensa que por eso pierde a los ojos de Haruki? 

—Además, allí no están mis armas.

De repente, su expresión cambió a una sonrisa brillante.

—Hablando de eso…..aprovecharé el tiempo de ahora para enseñarle a Haruki kun todos mis puntos atractivos. Y cuando los vea, seguro que se babeara por mi. Preparase, Haruki kun.

—jaja, uy que miedo.

Pensando de que había empezado las bromas de siempre, las hago fluir con naturalidad.

—….ahora si voy enserio.

Pero, la expresión de Roka cambio a una seria.

—¿Eh…..?

Haruki percibió que su corazón saltaba de repente bruscamente.

—…..mu.

En ese momento justo, escuchó una voz.

—Rayos, me estoy quedando atrás de Roka nee.

Dirigo mi vista hacia donde provenía la voz, y aparece la cara triste de Hakua.

—Fun fun, es que se trata del que más rápido avanza, se lo queda. 

La cara con la cual Roka saca pecho viendo a Hakua, había vuelto a la de siempre, eso le dio un respiro a Haruki. Estos cambios tan rápidos de expresiones de seria a una normal hacían que Haruki no llegará a tomarse en serio las cosas pero esta vez esa cara seria tenía unos ojos que se han quedado grabado en los recuerdos de Haruki con fuego.

—Cierto, lo admito. Admito que por tomarme mi tiempo ahora estoy perdiendo.

Aún Haruki se había quedado con todos las dudas, pero Hakua se acercaba caminando con una cara de ángel.

—Por eso es que en esta ocasión, me aguantaré. Y usare la técnica Nadenade.

Luego, con una cara de angel, empieza a acariciar la cabeza de Haruki.

—Este…..¿Hakua Chan?….¿qué pasa?

Sin poder entender el significado de sus acciones, ahora Haruki  se encuentra en un problema para entender sus palabras.

—Nadenade es un símbolo de maternidad. Si sigo así, Harunii quedará en knockout por lo fascinante que es mi personalidad madura de una adulta…..¿sintió el golpe de gracia?

—ah….Uhm, pues si ah…..¿un poco?

Sin llegar a entender el significado, le respondo aceptando eso, “MUFUN”, Hakua sonríe.

—…….La verdad es que Hakua es mucho más mano dura que onee. Tal vez.

—Es porque yo no perderé ni contra Ionee ni contra Roka nee.

—Todavía está la duda de que Haruki kun le gusta las niñas pequeñas……

—Lamentablemente así es, si tengo que aprovechar esa ventaja, así será. 

Haruki aún no entendía ni un poco de la conversación entre hermanas. 

—……Hey, podrían dejar de afirmar que me gustan las niñas pequeñas?

Por eso es que al menos alguna palabra que he entendido, trato de entrar a la conversación. 

—Mah, yo no tengo intención de perder contra una niña pequeña, ¿me escuchas?

—Esa frase será tu perdición, yo misma te lo haré saber.

Pero mis palabras no llegarán, a la mirada de rivalidad que tenían las dos.

***

Después de ese evento. Al día siguiente en la mañana.

—Ittekimasu. x4

Las hermanas Kozakura y Haruki, juntos salen de la entrada de la casa Hitomi.

—Iyaa, sin embargo, eso….

Mientras caminábamos hacia la estación, Roka suspira.

—Hasta ahora hemos estado pasando genial y todo pero de ahora en adelante ir y venir nada más del colegio, da flojera.

—He estoy a favor tuyo, un poco.

Hakua asiente a las palabras de Roka.

—Mou, ¿qué estás hablando las dos?! Por favor denle las gracias a Haruki san de que puedan estudiar ahora!

—Siiii x2

Iori levanta un dedo y las corrige, las dos con una voz sin ganas responden.

—Jaja. Yo se el colegio en sí es muy aburrido. Las entiendo.

Mientras recordaba su era floja de estudiante, Haruki se ríe.

—¿si o no? Ya ves, es lo que digo. ES POR ESO,

Roka se acerca poco a poco.

—Necesito que Haruki kun reponga mis energía……power!…..power!

Al mismo tiempo que decía eso, agarra la mano de Haruki.

Un segundo antes de que le agarra la mano, sentí un poco de timidez, ¿habrá sido solo Haruki?

(…..Como que está siendo más modesta que siempre.)

Ya que imaginaba que le abrazaría el brazo, pudo salir libre sin sonrojarse.

—…..Yo también, quiero power de Haru nii.

Acto siguiente, Hakua le agarra la mano contraria libre.

—Uhm, ya recupere energías.

La expresión que ve Haruki, es como ella dice una en la que ha recuperado energías.

—Korra….si lo agarran así…Haruki kun..ehm, se le hará difícil caminar!

Iori nuevamente trata de corregirlas, pero esta vez su tono es bajo.

A pesar de que las palabras iban dirigidas para las dos, por alguna razón se queda mirando la cara de Haruki, con curiosidad.

(Uhm…..ayer, Roka chan me dijo que no tocará mucho los temas de mala forma con Iori chan.)

Es de esperarse de que no haya otro tema privado como el del préstamo pero si hay alguna cosa que le moleste, quisiera ayudarla. Si le digo con prisa, las probabilidades de ser ayuda son más altas.

(Uhm…como una….sip….una familia.)

Pensó así, Haruki asintió una vez.

—Este, iori chan. Si tienes algún problema o algo que te moleste. No seas tímida y cuenta conmigo, ¿si?

—No, no hay nada.. 

Iori gira la cabeza negando, es mala mintiendo.

—Si el problema soy yo. Y tengo algo que te molesta, dímelo, y lo arreglaré.

—No tengo ningún problema con Haruki san! Ninguno ni uno solo! Por supuesto nunca hubo! 

O era lo que pensaba, esta vez me respondió con un tono fuerte.

—¿de verdad? Bueno está bien, tampoco te forzaré a dec….

—Es que, yo…..!

Estaba en medio terminar de hablar, cuando Iori nuevamente abre la boca.

—Yo….!

Sus ojos daban vueltas, era evidente de que había entrado en pánico.

(Hasta ahora todo ha sido como dijo Roka chan….)

Mientras forzaba una sonrisa al ver la escena a la cual ya estaba acostumbrado, Haruki se tomó el tiempo de esperar a que Iori se tranquilice.

En medio de eso, Iori respira profundamente y,

—Es porque yo amo a Haruki san! 

De golpe y levantando la voz. Dijo.

Hyuuu…..el viento se escucha.

Como si el viento se hubiera llevado todo sonido, nos invadió el silencio.

El bullicio de alrededor, no entraba ahora en la audición de Haruki.

*imagen de Iori sonrojada*

Todos paralizados se quedaron por unos segundos.

—……a eso me refería, con lo del pánico—.

Ara ara. Roka se tapa los ojos con sus manos.

—…..ohh.

Hakua se había puesto sensible y sus ojos reflejaban asombro.

—………….Eh?

Haruki con una cara aturdida dijo algo con una voz aturdida.

Y otra vez luego de un silencio,

—…………….Ah.

Iori mostró una expresión de un susto.

Su cara por donde la vieras, sin importar el ángulo, estaba teñida de rojo.

Y lo siguiente fue—

¿Te gustó? ¡Si es así, considera apoyarnos en Patreon!