Existe un dicho que dice que no hay diversión para los pobres, y creo que eso es algo cierto.

Yo soy—Ichijou Tenma. Es temprano por la mañana. Trabajo repartiendo periódicos, me levanto a las 2:00 am para hacerlo.

Me toma aproximadamente unas tres horas para terminar de repartir todo.

Para las 5:00 – 6:00 am termino y regreso a casa. Después de eso, desayuno y preparo mis cosas para irme a la escuela a las 7:00 am.

Normalmente estudio por las noches también, para poder mantener mis calificaciones altas. Para ser honesto, creo que moriré un día de estos.

La razón por la que vivo así es, porque no tengo dinero.

Mi padre murió de enfermedad cuando mi hermana y yo todavía éramos pequeños. Por esta razón, el ingreso económico solo proviene de mi madre, así que debo trabajar para tener una vida más o menos estable.

Pero, no me molesta en lo absoluto. Estoy agradecido con mi madre por haberme criado y, sobre todo, por haber criado a una linda hermanita.

“Ah. Bienvenido, Onii-chan.”

A las 6:00 am después de terminar la entrega regresé a casa, mi hermana menor Aoi me saludó como de costumbre.

Lleva una cola de caballo bastante corta con una cara aún inocente. Su estatura es de un metro cuarenta.

Es una chica pequeña en cuanto a estatura, y bueno, en general da la impresión de ser más joven. Pero en realidad es una estudiante de segundo año de secundaria, aunque parezca de primaria.

“Volví, Aoi. Qué inusual verte despierta tan temprano.”

“Guh… ¡eso no es cierto! ¡Esto lo hago siempre! ¡No es como que quiera darte la bienvenida, Onii-chan!”

Aoi se sonrojó y negó mis palabras. Aparentemente se esforzó para levantarse temprano y esperar mi llegada.

“Lamento tardarme. ¿Te cansaste de esperar?”

“¿¡Ha—haa!? ¡Te dije que no te estaba esperando! Mejor aún, ¡debes tener hambre Onii-chan!”

Aoi empujó mi cuerpo para disimular.

“Entiendo, entiendo. Lo haré, solo espera.”

“¡Nhhh, tonto! ¡Idiota! ¡No es lo que piensas!”

Mientras mi querida hermana me insultaba, me lavé rápidamente las manos y me dirigí a la cocina.

Por la mañana solo Aoi y yo estamos presentes. Mi madre se va a su trabajo a las 5:00 am, por lo que no desayunamos con ella. Además, la comida de mi hermana es catastrófica, así que yo soy quien preparo la comida.

Aunque todo lo que preparo son cosas sencillas. El bento que llevo a la escuela es alimento congelado.

Había salmón refrigerado para el desayuno, así que lo preparé en una típica comida japonesa. Me dispuse a hacer el desayuno y preparé sopa de miso. Partí aguacate y tomate para hacer una ensalada. Y arroz blanco que quedó de ayer.

Para ser sincero, preparar el desayuno después del trabajo es tedioso y cansado. De ser posible, preferiría comprar algo hecho. Pero debo ahorrar dinero y cuidar la salud de mi hermana. Cocinar con el cuerpo cansado es algo tedioso.

“Listo, Aoi. Ya terminé.”

“¡Fuh! ¡No te lo agradeceré! ¡Pero gracias!”

Me agradeces. O no me agradeces.

Mi hermana es poco obediente, pero no es buena para ocultar sus emociones. Aunque tome actitudes defensivas, su expresión facial revela sus verdaderos sentimientos. Ella es la chica más simple que conozco.

Aoi tomó los palillos y dijo ‘itadakimasu’ y comenzó a comer la sopa de miso que preparé.

“¡Uwaah! ¿¡Qué pasa con esta sopa de miso!? ¡No quiero! ¡Sabe rara esta sopa!”

Aoi me miró y gritó.

“Le pusiste demasiadas algas a la sopa, ¡se puede apreciar el sabor umami! ¿Por qué siempre haces cosas tan profesionales? ¿Estás loco acaso, Onii-chan?”

Mientras Aoi decía eso, bebía su sopa de miso sin parar. Al final no quedó ni una gota en el tazón.

“Incluso la mantequilla en este salmón sabe deliciosa, ¡además quedó bástate crujiente! ¡Qué técnica! ¿Cómo puedes cocinar de esta manera?”

Aoi comió rápidamente y se terminó la comida.

“¡Onii-chan siempre se esfuerza demasiado! Me canso solo de verte.”

Mientras decía eso, vertí té en nuestras tazas que parecían de pareja. Eran unas tazas con corazones que Aoi había comprado.

“Por cierto, este es mi menú favorito. ¿Acaso estás tratando de coquetear con tu hermanita? ¡No puedo entregarte mi corazón!”

Por alguna razón, Aoi siempre se sienta a mi lado.

“En serio. Siempre hacer comida tan elaborada, además de la que más me gusta. Esto está muy mal Onii-chan. ¡Te odio, Onii-chan!”

No, realmente me quieres.

Estoy seguro en un 100% de que me quieres demasiado. Puedo notarlo en tus acciones.

Aunque siempre dice este tipo de cosas, no puede ocultarlo. Incluso siempre actúa como si fuéramos pareja. Así es mi hermana siempre.

“Ah, por cierto. Onii-chan, mamá te dejó este mensaje.”

Aoi, quien había terminado de lavar los trastes me entregó un papel que estaba sobre un escritorio.

Mi madre a veces me da trabajos sin siquiera decirme. Y a veces, son bastante turbios.

“Ni siquiera me avisó ni nada… ¿de qué se tratará este trabajo?”

“No me dijo los detalles… creo que por hablar con algunas mujeres te darán varios miles de yenes al día, ¿cierto?”

“Esto, ¡claramente me huele a trabajo peligroso!”

Qué clase de trabajo turbio es este. Claramente es demasiado sospechoso.

“Pero hablar con mujeres… aparte de ti, Aoi, no hablo con nadie más. Si se trata de ser una clase de acompañante o algo demasiado social, creo que se me complicará un poco…”

“Sí, ¿crees que sea así? ¿No crees poder, Onii-chan?”

Qué sucede con esa reacción.

“Pero, la cantidad de dinero que ofrecen es demasiada. Con esto podríamos pagar las deudas.”

Deudas… esa palabra me hizo recordar mi realidad.

No somos pobres solo porque nuestro padre no esté. Mi padre nos dejó una enorme deuda de 10 millones de yenes antes de morir. Esto nos llevó a la pobreza sin importar cuánto trabajáramos. Actualmente es algo complicado tanto como para mí como para Aoi, el aspirar a ir a la universidad.

Sin embargo, la vida sería mucho más sencilla si pagáramos esta deuda. Espero ahorrar lo suficiente como para evitar que Aoi tenga inconvenientes.

“Ya veo… mientras que podamos disolver nuestras deudas, no tengo más remedio que aceptar cualquier trabajo.”

Pagar la deuda es esencial para proteger el futuro de mi hermanita. Para ello debo trabajar.

“Bueno, me esforzaré.”

Cerré la nota con el mapa adjunto y terminé mi comida restante.

※※※

En mi escuela, la Academia Seirin, se llevaba a cabo la reunión escolar de cada semana.

De mi bolsillo saqué un libro en formato bunko[1] mientras esperaba el inicio de la reunión.

“Hey, Ichijou. Deberías dejar de estudiar en momentos como este. Deberías vivir tu vida.”

“Como era de esperarse de los primeros lugares del curso.”

Mis compañeros de clase se rieron mientras me tocaban el hombro.

“Cállense. No molesten. Me estoy preparando para la lección.”

Sin quitar de mi vista el libro, se los dije.

Debo conseguir un buen trabajo para cuidar de mi familia. Así que es imprescindible para mí, ir a una buena universidad. No puedo perder el tiempo, es por eso que me la paso estudiando.

Sin embargo, mis compañeros solo hablan sin entender la situación.

“Qué aburrido, eh. Solo queríamos charlar un poco.”

“Venga, no estudies tanto. Te estallará la cabeza.”

“Hey, Ichijou. Mira nada más, se ve increíble.”

Uno de ellos señaló a una estudiante de gradu superior.

Al ver a la chica, pude darme cuenta que se destacaba bastante. Su cabello era corto y castaño, sus ojos eran claros y del mismo tono.

“Ella es, ¿la de los rumores? Mira, se dice que es la chica más linda del primer año.”

A todos los chicos excepto a mí les interesa. Se emocionan tanto por ver a una chica y tratarla como un ídolo.

En ese momento, parece ser que la chica notó nuestras miradas. Volteó a vernos y,

“—♫”

Nos lanzó una sonrisa.

“¡Uwaaaaaaaaah! ¡Qué linda! ¿¡Viste…!?”

“¡Sí! ¡Me sonrió a mí!”

“¿Haaa? ¡No fue a ti! ¡Me sonrió a mí!”

Estos tipos son unos idiotas. Pero un poco divertidos.

En primer lugar, no estoy tan interesado en las chicas. En segundo, no me interesan esta clase de ídolos escolares, no tengo tiempo para romances, debo seguir estudiando.

“¡Hey! Ichijou, ¿no crees que es bastante linda?”

“Qué le preguntas a este maldito lolicon. No parece interesarle.”

“Vamos, tan solo mírala. ¿Acaso no te gusta ver chicas lindas de vez en cuando?”

“Sí, sí. Contemplémosla un rato más.”

Estos chicos… no me puedo concentrar en lo absoluto.

Supongo que no puedo evitarlo. Platicaré con ellos un rato…

“Bien. Ciertamente es linda. Y es pequeña, lo cual es un punto a favor.”

“¿Verdad—? Es increíble, ojalá fuera mi novia—”

“Si fuera mi hermana, todo el día estaría de cariñoso con ella.”

Para amenizar nuestra charla, decidí simpatizar con ellos.

“… qué desagradable.”

Escuché una voz desde atrás.

“¿Qué palabras tan estúpidas dices? ¿Acaso estás enfermo?”

Cuando miré hacia atrás, había un grupo de chicas de mi clase viéndome con miradas repugnantes.

En particular, una chica con ojos brillantes.

Esta chica es… si no mal recuerdo, su nombre es Tsukino.

Pero, ¿escuchó lo que dije?”

“¡N-No! ¡Solo estoy bromeando!”

“Uwaah. Qué desagradable eres.”

La chica continuó caminando. Esto es malo. No quiero que se malinterprete esto.

“… qué aterradora, bueno, qué esperarías de Tsukino.”

“Aaah. Igual creo que es bastante bonita.”

“Ella, ¿odia a todos los hombres por igual? Hay rumores de que bateó al capitán del equipo de básquet…”

Los compañeros de clase hablaban en voz baja. Para ser honestos, me asusté un poco. Tal y como pensé, nada bueno sale de interactuar con chicas. Lo mejor es permanecer en silencio. Después de todo, tengo un objetivo muy claro.

No… pero… mi próximo trabajo es hablar con mujeres… realmente me preocupa. No tengo mucha confianza para hablar.

“Por favor, guarden silencio todos. Comenzaremos la reunión.”

Mientras pensaba en ello, la Presidenta del Consejo Estudiantil se paró en el pódium.

“Ahhh, ¡Yukine-senpai! ¡Es una belleza!”

“¡Geniaaaal! ¡Le pediré que salga conmigo!”

“Idiota. Es una completa Idol. ¿Por qué crees que saldría contigo?”

Un compañero al lado suyo le dijo eso. ¿Es una Idol? Cómo sea, no me interesan estas cosas.

A la llamada de la Presidenta, el sonido fue disminuyendo gradualmente en el ruidoso auditorio.

Al mirar la situación, la senpai comenzó a hablar.

“Buenos días. Comenzaré con la reunión escolar.”

La Presidenta puso una sonrisa amable.

Suspiré mientras ella comenzaba a hablar.

En serio, ¿qué tipo de trabajo tengo que hacer? Por lo menos espero que la actitud de las chicas no sean como la de Tsukino.

Recé en mi interior para que esto no fuese algo tedioso.

※※※

Al terminar la escuela, el cielo brillaba con cierto tono anaranjado.

A cinco minutos antes de la hora establecida, me presenté en la ubicación del mapa.

“Esto es… increíble…”

Estaba frente a una casa de lujo. Había enormes ventanas puestas en las lujosas paredes blancas. La arquitectura parecía occidental, de hecho, podría decir que es una mansión.

Con la cantidad de dinero que ofrecen, supongo que esto es algo que debía de esperarse…

Presioné el timbre de la entrada. Después de unos 30 segundos, un hombre salió por la puerta. Llevaba barba y me habló en un tono tranquilo.

“Hey, bienvenido. Eres el hijo de Kaori-san, ¿verdad?”

“Sí. Soy Ichijou Tenma.”

Kaori es el nombre de mi madre. A quien por cierto, este hombre parecía conocerla.

“Bueno, pasa. Vamos a charlar un poco.”

Me guio por la casa y caminamos por un largo pasillo. Al ver los cuadros enormes colgados en la pared y los jarrones artesanales como decoración, me di cuenta de que era mucho más millonario de lo que pensé.

Finalmente entramos a una habitación que parecía más una sala de invitados y me senté en el sofá.

“Qué bueno que viniste, Tenma-kun. Yo soy Jinguuji Hajime. Soy el Presidente del Grupo ZG.”

“¿¡Grupo ZG…!?”

Abrí mis ojos por completo al escuchar ese nombre.

El Grupo ZG es una gran empresa conocida por una amplia variedad de productos, comestibles, libros, electrodomésticos, ropa, etc. El Presidente debe ser alguien bastante afamado.

“¿Cómo es que mi madre conoce a una persona tan poderosa…?”

“No soy para nada poderoso, conozco a Kaori-san desde que éramos niños.”

Nunca escuché esta historia de mi madre. Me parece difícil de creer.

“Hum… entonces, ¿qué clase de trabajo tengo que hacer? Escuché que está relacionado con mujeres…”

El presidente de una enorme corporación de nivel mundial me pidió trabajar… ¿qué diablos sucede?

“Ah, sí. Tu trabajo se relaciona con mujeres. Que por cierto, es algo muy importante.”

Su manera seria de decírmelo es lo que más nervioso me puso. Mis manos comenzaron a sudar.

“No puedo permitir fallos en este trabajo. Por eso te elegí a ti.”

“B-Bueno… entonces, ¿cuál es el trabajo…?”

Sintiendo la presión del ambiente, tragué saliva.

Este silencio parecía no terminar nunca, pero finalmente Hajime-san habló.

“Tú…… quiero que seas el esposo de mis hijas.”

“…………… ¿Ah…?”

Esas palabras superaron mis expectativas.

¿Q-Qué pasa con esto…? ¿Qué es lo que quiere decir…? No entiendo a qué se refiere…

“¿Quieres que me case con tus hijas…?”

“¿¡Quién ha dicho esooooooo!?”

“¿¡Eeeeeehhhhhhh…!?”

Por alguna razón, Hajime-san se enojó. Realmente no entiendo qué sucede.

“Ah… perdón. Me alteré. Creo que no me expliqué lo suficiente.”

*Kohon*. Aclaró su garganta y nuevamente habló.

“En resumidas cuentas, quiero que vivas con mis hijas en esta casa. Como su esposo temporal.”

“¿Esposo temporal…?”

Hajime-san agregó más palabras.

“Mi familia es bastante conocida. Y en lo particular, les prohibí estrictamente relacionarse con el sexo opuesto.”

“Sí…”

“Pero como somos la Familia Jinguuji, eventualmente tendrán que casarse con alguna otra familia famoso. Si no saben cómo tratar a un hombre en ese momento, solo traerán vergüenza a la casa.”

Ciertamente, ocurren muchas situaciones cuando alguien se casa, pero aún si no tienes experiencia con el sexo opuesto.

“Por lo tanto, quiero que mis hijas vivan junto a un hombre como parejas temporales, y se acostumbren.”

“Ya veo… así que para ello asumiré el papel de un esposo…”

En otras palabras, aunque sea su esposo, solo será temporal. Es como jugar a la casita.

“No, pero… lo que usted quiere es que se acostumbren a tratar a alguien del sexo opuesto, ¿verdad? Entonces, supongo que sería suficiente tratar de relacionarse con chicos en la escuela, en lugar de vivir con uno…”

“Eso que dices, sería lo normal. Pero no puedo saber qué hacen en la escuela. Para evitar que mis hijas cometan errores o actúen extraño, lo mejor es estar en casa supervisadas. Además, vivir con un hombre es el mejor entrenamiento para una futura esposa. Deben de estar a la altura de una familia aclamada. Por eso es que elegí este método.”

“Ah, con que es por eso…”

De todos modos, Hajime-san ya había hecho su decisión.

“Originalmente iba a pedírselo a una persona cercana a la familia… pero detesto admitirlo, no encontré a la persona adecuada. Mientras estaba en ese dilema, escuché de ti por parte de Kaoiri-san.”

“¿Eh…? ¿Y por qué me eligió?”

Después de todo no tengo experiencia con mujeres. Creo que se equivocó al elegirme…

“Te elegí porque pareces confiable. Me preocupa dejar a mis queridas hijas con un hombre extraño. Mucho más actuando como su esposo.”

Supongo que para Hajime-san debe ser su preocupación número uno.

“Sin embargo, tuve que investigarte a fondo. Así descubrí que eres una persona seria y sincera. Trabajas todos los días para ayudar a tu familia, ¿verdad? Por otra parte, has mantenido las mejores calificaciones de tu grado. Pensé que podía confiar en esa clase de hombre.”

“A-Ahaha… gracias… creo…”

Aparentemente tuvo una buena razón para elegirme. Sinceramente estoy feliz de que el presidente de tan afamada empresa me haya reconocido.

“Además, descubrí que nunca has tenido novia, y que sigues siendo puro de corazón (virgen). Así que no tengo nada de qué preocuparme.”

“Espere por favor. No continúe.”

Creo que fue demasiado grosero para dos personas que acaban de conocerse. Además, ¿qué clase de investigación realizó?

“Bueno, eres una pareja tentativa, tampoco tienes que hacer nada especial. Solo debes hacer que mis hijas se acostumbren a ti y vivir con ellas. Solo eso.”

“Y-Ya veo… creo que podría hacerlo…”

“Por cierto, si aceptas recibirás un salario mensual.”

Comenzó a escribir unos números en un bloc de notas y me lo mostró.

La cifra tenía, uno, dos, tres, cuatro, cinco, seis ceros…

“¿¡Un millón…!?”

¿Eh? ¿¡Eeeeeh!? ¿En serio? ¿¡Un millón!? ¿¡De yenes!?

“Escuché que tienen cierta deuda desde que su padre falleció, ¿cierto? Si convives un año entero con mis hijas estaría dispuesto a saldar esa deuda. Claro, aparte de tu salario.”

“¡¡!!”

Qué propuesta tan atractiva.

Con esto Aori no tiene por qué preocuparse. Podría comprarle ropa e incluso esos mangas nuevos que tanto quería leer.

“¡Entiendo! ¡Voy a aceptar el trabajo!”

La cara feliz de mi hermana apareció en mi mente, así que acepté de inmediato.

Es una recompensa extraordinaria solo por vivir con sus hijas. No hay ningún trabajo en el mundo que tenga estas condiciones. Puedo sentir como mi futuro brilla.

“Ya veo, aceptas. Qué bueno, qué bueno, esto me tranquiliza.”

Hajime-san me miró con una expresión llena de tranquilidad.

Se puso de pie y lentamente caminó hacia mí.

“Perdón por pedirte que hagas un trabajo tan extraño.”

“No, me agrada. Y estoy bastante agradecido.”

“Sí, pronto llegarán. Ahh—, cierto. Se me olvidaba decirte algo.”

Puso su mano en mi hombro y sonrió alegremente.

“Si tocas a una de mis niñas… morirás.”

Dijo eso mientras agarraba una navaja que estaba en el escritorio  frente de donde estaba sentado.

¿Eh?

“Si p—si por alguna… si por alguna razón robas la castidad de una de mis pequeñas… escucha bien ¡Tenmaaaaaaaaaaaaaaa! ¡¡Te voy a aplastaaaaaaaaaaarrrr!”

¡Eeeeeeeeh!

¿¡Eeeeeeeeeeeehhhhhhhhh!?

¿¡Qué pasa con este viejo!?

¡Te pronto se alteró demasiado!

“Estoy tan orgulloso de mis hijas, ¡se están volviendo todas unas damas! Son buenas, ordenadas, ¡hermosas! ¡Son las mejores chicas que conozco! Si le haces algo a una de ellas…. ¡¡Aparecerás ahogado en el mar de Rusiaaaaaaaaaaaaaaa!!”

“¡S—Sí!”

Respondí con toda mi fuerza.

“Haaa… haaa… entiendo… muy bien… parece que perdí un poco el control. Bueno, ya me calmé, te presentaré a mis hijas.”

Hajime-san nuevamente volvió a ser el de antes. Este tipo da miedo. Tiene doble personalidad.

Después de eso, el sonido de algo vibrando resonó.

“Hey, lo siento— Bueno, soy yo.”

Hajime-san tomó su celular y comenzó a hablar. Después de unos segundos, colgó.

“Lo siento… tengo que salir de inmediato, surgió algo. Mis hijas están en el cuarto de atrás, no tienes de qué preocuparte, ya les hablé de ti.”

“¡Eh…! E-Está bien…”

Será incómodo presentarme con chicas desconocidas, pero no puedo rechazar el trabajo.

“Ah, entonces, ¿desde cuándo comenzaré a vivir aquí?”

“¿Nh? ¿Kaori-san no te lo dijo? Empiezas hoy mismo.”

“¿¡Hoy mismo…!?”

Esa madre que tengo… nunca me dice las cosas importantes…

“Por cierto, ya no tienes por qué preocuparte por tu trabajo entregando periódicos. Haré los arreglos para que no tengas ningún problema.”

El arreglo de Haijme, parece ser que mi trabajo actual es en el Grupo ZG.

“¿Todo bien? Ahora mismo me ocuparé. Por desgracia suelo salir mucho de casa. Entonces, es normal que esto suceda. Ni se te ocurra poner tus manos en mis preciosas ángeles.”

Viéndome fijamente, el viejo salió de la sala.

※※※

*Bururururururururu*

[Hola, no puedo contestar el teléfono en este momento. Deja tu mensaje después del tono—]

“Hey, mamá, no juegues.”

Llamé a mi madre mientras buscaba la habitación de las chicas. Claramente para quejarme

[Ah, ¿me descubriste? Hello. ¿Cómo estás?]

Mi madre bromeaba con una voz llena de alegría. En serio Hajime-san y ella se conocen… sigo sin creérmelo.

[¿Qué sucede? ¿Pasó algo?]

“Nada de ‘¿pasó algo’. ¿Qué significa esto? ¿Por qué no me dijiste que comenzaría a trabajar hoy?”

[Ahhh~ perdón, perdón. Pero, se me olvidó. Traté de decírtelo hace una semana, pero lo olvidé. No te preocupes por ello.]

En serio, ¿se supone que eso es una excusa?

“En primer lugar… ¿qué tipo de relación tienes con este tipo?”

[Ah~, Hajime es un amigo de la primaria. Era muy bueno conmigo y me ayudaba a estudiar. Supongo que me tiene confianza y por eso me pidió decirte de este trabajo. ¿Crees poder hacerlo~?]

“¡Pero me lo dijiste demasiado tarde! Además, ¡cómo pretendes que viva con chicas que acabo de conocer!”

[Tranqui~ tranquilo. Podrás ganar dinero mientras vives con unas chicas lindas, ¿no? Eso es tener suerte.]

“Supongo que sí.”

No debería haber problema aunque se trate de mujeres. Después de todo necesito ese dinero.

[No te la compliques mucho, diviértete trabajando. A lo mejor y después tienes a unos hermosos niños.]

Comenzó a hacer ruidos extraños, denotando una situación erótica.

[Pero, si lo logras podremos saldar la deuda. ¡Cuento contigo, hijo mío! Te llevaré tu equipaje más tarde. Había algo más que te quería decir……]

[Ah, ¡mami! ¿¡Estás hablando con Onii-chan!?]

Desde el otro lado del teléfono, pude escuchar la voz de mi linda hermana. Aparentemente estaban en casa juntas.

[¡Hey, Onii-chan! ¡Qué es esto! ¿¡Cómo que no volverás a casa!?]

Posiblemente mi mamá ya le dijo de mi trabajo. Podía escuchar cierto tono de tristeza en su voz.

“A-Ah… lo siento. Comenzaré a vivir en otra casa por cuestiones de trabajo…”

[E-Eso… ¡no quiero! Onii-chan. No vas a estar Onii-chan…]

Cierto… estará sola si no estoy yo…

[¿Quién me hará de desayunar? ¡Soy pésima cocinando!]

Bueno, pues deberías intentar mejoraaaaaar….

[Además, Onii-chan, ¡dijiste que siempre jugarías conmigo después de volver de la escuela! ¡Eres malo, Onii-chan! ¡Eres el peor!]

Uwaah, se enojó tan de repente.

“L-Lo siento… pero esto también lo hago por ti. Además, también yo me sentiré solo.”

[¡No me sentiré sola! ¡No es que piense en ti cada dos minutos, Onii-chan! ¡Solo quiero estudiar, jugar y acostarnos juntos!]

Nunca eres sincera.

¿No está demasiado obsesionada conmigo? Me preocupa un poco su futuro respecto a esto.

[¡Fuhn! ¡Ya no necesito a mi Onii-chan! ¿Quién es mi Onii-chan…? ¡Espero que te vaya bien…!]

Y de pronto, Aoi colgó enojada. Sé que es buena chica, supongo que era natural que reaccionara así sin un previo aviso de esto… bueno, no estoy tan lejos de mi casa, tal vez mañana pase por allá antes de venir.

Mientras pensaba en eso—caminé por el largo corredor. Había una puerta bastante decorada al final, según Hajime-san, esta es la habitación de las chicas.

Toqué la puerta con mis nudillos. No hubo respuesta alguna. Probablemente no me escucharon. Supongo que no tengo más remedio que abrir la puerta.

¿Qué clase de personas serán las chicas con las que viviré—? Mi corazón latía fuertemente, así que respiré profundamente para calmarme. Y entonces, abrí la puerta.

“—Ahh…”

Más allá de la puerta, lo que estaba era una habitación lujosa.

Dentro de la espaciosa habitación, los muebles y aparatos parecían demasiado lujosos. Había un elegante sofá, una mesa de vidrio y una pantalla enorme, todo bien ordenado. Además la iluminación era perfecta para denotar los toques de elegancia… había plantas en cada esquina de la habitación, por lo que se sentía un buen ambiente.

Claramente es la habitación de un millonario. El ambiente era completamente distinto al de mi casa. Así que aquí viviré a partir de hoy. No me lo puedo creer.

“Uwaaa, ¡delicioso!”

Abrumado por la lujosa casa, mis ojos no se despegaban de ella.

Escuché la voz de una chica.

“Onee-chan, ¿ustedes hicieron esto? ¡Sabe mucho mejor que las de la tienda!”

“Fufufu, me alegro. Come todo lo que quieras.”

“¿Por qué no lo haces más seguido? Parece que para ti es demasiado sencillo.”

“Eh~, no. Debes comer apropiadamente, Karin.”

Las voces pertenecían a tres hermosas chicas sentadas en el sofá.

En la mesa donde estaban sentadas había un elegante juego de té, como esos que se ven en las películas. Mientras veían la pantalla, comían pasteles, macarrones y demás postres.

Las tres chicas disfrutaban de una fiesta de té con mucha elegancia.

“Eh… ¿tres?”

¿Por qué hay tres chicas? ¿Son amigas? No, acabo de escuchar que le dijo ‘Onee-chan’.

Acaso estas tres…

Mientras me preguntaba a mí mismo, solo podía verlas. Claramente no era lo mismo que ver a las chicas de la escuela, ellas emitían un aura de elegancia.

“¿Eh—?”

Y una de ellas, me vio.

La chica de en medio, comiendo macarrones fue la que me vio. Viéndola desde lado, me parece familiar.

“A cierto, me prestas tu celular para… ¿ah?”

La chica se puso de pie y miró hacia la puerta donde estoy parado.

Nuestras miradas chocaron. En ese momento, solo pude sorprenderme.

“—Ah…”

Solo mi voz se escuchó ahogada.

Es la chica con la que tuve el percance el día de hoy.

Es mi compañera de clases, Tsukino. Conocida por odiar a los hombres.

※※※

“Ehm… soy Ichijou Tenma, quien vivirá con ustedes a partir de hoy. Mucho gusto.”

Cortésmente, me incliné hacia las tres chicas sentadas en el sofá y me presenté.

Las tres chicas que tenían la fiesta de té, eran las hijas de Hajime-san. En otras palabras, las chicas con las que viviré.

Quiero decir, que viviré con tres hermanas.

¡Esto es extraño! ¡Cómo diablos pretende que actúe como el esposo de tres chicas!

“Mucho gusto en conocerte, Tenma-kun.”

Mientras gritaba en el fondo de mi corazón, una de las hermanas me sonrió.

“Mi nombre es Jinguuji Yukine, soy la hija mayor. Actualmente soy la Presidenta del Consejo Estudiantil de la Academia Seirin, curso el tercer año de preparatoria. Llevémonos bien, Tenma-kun.”

Yukine-san se presentó brevemente. Y se inclinó un poco, su cabello era tan largo que le llegaba a la cintura y sus enormes pechos se balanceaban. Por su expresión y actitud, claramente denotaba ser la hermana mayor, siendo elegante y bella.

“Haaa. Será emocionante vivir con un hombre.”

Al darme cuenta, otra chica se acercó. Estaba tan cerca que casi podía abrazarla.

Era una chica de cabello corto, mucho más baja que yo.

“Soy Karin de primer año. Karin es la hermana más pequeña, así que trátame bien, Senpai.”

“Ahh, sí. Mucho gusto…”

Karin-san me miró hacia arriba y puso una sonrisa brillante y alegre.

Parecía simplemente una chica juguetona.

Sus ojos se veían alegres e inocentes.

“No lo aceptaré. No viviré con este tipo.”

Y, lo que me esperaba… Jinguuji Tsukino me rechazó.

Ella no se acercó a mí, solo se mantuvo a distancia.

“Siempre me opuse a esto. Esta mentada práctica matrimonial… Papá dijo ‘no permitiré que nadie las toque, les conseguiré a un caballero’, pero mira lo que trajo. Además, es imposible que dos compañeros de clase vivamos juntos.”

La cara bonita de la chica rubia de cabello medio largo se distorcionó. Traía un poco de labial y ligeras sombras en los ojos. Una vez más lo digo, no estoy acostumbrado a tratar con mujeres.

Pero, esto es bastante malo. Si Tsukino-san me rechaza, no podré continuar con el trabajo, ¡entonces mi hogar y mi vida se derrumbarán!

“Hey, espera. Parece que hay un malentendido, ¿podemos hablarlo? Me pidieron hacer este trabajo así que, quiero que te sientas de alguna manera segura.”

Mi propósito es pagar nuestra deuda. No importa cuán hermosas sean estas chicas, debo intentarlo.

“Cómo decirlo. Si realmente piensas eso que dijiste en la reunión escolar el día de hoy… me preocuparé por Karin… incluso todas, estaremos en peligro.”

“¡Guhh…!”

Lo que dije en la reunión… ah, ¿está preocupada por Karin? Bueno, supongo que entiendo su enojo. Cualquiera se pondría alerta si un tipo tiene fetiches o delirios con hermanitas.

“Ehh~. Tenma-senpai, ¿qué significa esto?”

Karin me miró con una sonrisa. Esta chica parece ser bastante divertida.

“¡N-No! Debo aclarar las cosas… ¡en ese momento lo dije sin pensar!”

“No creeré tus excusas. Llamaré a papá y le diré que te despida de inmediato.”

“¿¡Qué…!?”


[1] El formato bunko se refiere a libros pequeños, de bolsillo prácticamente.

¡Esto es malo! ¡Me quedaré sin trabajo!

“Vamos, Tsukino-chan. ¿No estás exagerando—?”

Yukine fue quien le dijo eso.

“Tenma-kun dijo que fue un malentendido, así que confiaré en él.”

“Sabes, Yuki-nee, eres demasiado amable. ¿Qué harías si este tipo resulta ser todo un delincuente?”

Eh, parece ser que ya me tachan de delincuente antes de siquiera comenzar.

“Será un dolor de cabeza vivir con un hombre como este de pareja. Hey, Karin, ¿también lo odias?”

Tsukino miró a su hermana menor, Karin, tratando de ganar más votos a favor de ella. Pero Karin respondió con calma.

“¿Eh? Karin está bien con esto. Parece una persona divertida. Quiero vivir juntos~.”

“¿¡Haaaaa!? ¿¡En serio!?”

“Además, Tsukino-neechan, ¿no crees que es divertido? Tu estantería está llena de mangas donde las chicas viven en la misma casa que los chicos.”

“¡¡KA~~~RI~~~N!!”

Tsukino comenzó a pellizcar las mejillas de Karin.

“Dhejha qhue she qhuede Onee-chyaaan…”

“¡No tengo ese tipo de libros! ¡Por qué tendría mangas de ese tipo!”

Era un dos contra uno. Supongo que tuve suerte.

Entonces Yukine habló.

“Tsukino-chan. No deberías ser grosera, después de todo nuestro padre lo eligió. Además, ¿no crees que nuestro padre se pondría triste?”

“E-Eso…”

Parece que dio en el punto exacto, Tsukino bajó un poco la guardia. Quizás no quería molestar demasiado a su padre.

Y después de algunos segundos más, finalmente accedió.

“… está bien. Lo aceptó. Viviré junto a este tipo…”

“¿¡En serio!? Qué alivio… ¡gracias!”

“¿Haaaa? Qué desagradable. No me veas. ¿Qué tal si me embarazas con solo la mirada?”

Aceptó que viviéramos juntos, pero su actitud siguió siendo la misma.

“Además, si intentas algo extraño, llamaré a papá de inmediato.”

“A-Ah… supongo que sí…”

Mirándome con sus ojos afilados, podía sentir su mirada seria.

“Entonces, comencemos de nuevo… mucho gusto, Tenma-kun.”

Yukine sonrió como toda una diosa. Parece que realmente es una chica amable también.

“Supongo que ya lo debes saber, Tenma-kun. Este es nuestro entrenamiento para ser ‘buenas esposas’. Así que durante un año, haremos como que eres nuestro esposo real. Así que espero que Tenma-kun también nos consideres tus esposas reales.”

“¡S-Sí! ¡Haré lo que pueda para cumplir con las tres!”

Como compañeras de trabajo, si es que se puede decir así, quiero tener una buena relación con ellas. Así que asentí.

“Tenma-senpai. ¿También me vas a enseñar muchas cosas?”

“Sí. Ehm… Karin-san.”

“Puedes llamarme solo por mi nombre~. No necesitas estar tan tenso.”

“Ah, bueno… Karin. Mucho gusto.”

“Sí. El gusto es mío—“

Karin sonrió inocentemente.

Según Hajime-san, ellas son buenas, ordenadas y hermosas. Supongo que no se equivoca.

Realmente siento algo de presión al convivir con ellas tres. Pero no tengo más remedio que hacerlo por el bien de mi familia. ¡Cumpliré con mi tarea como esposo y pagaré nuestra deuda!

“También contigo, Tsukino-san. ¡Espero llevarnos bien!”

“¿Haa?”

Ella me vio con su mirada afilada. Ciertamente es un poco amenazante.

“Tsukino-chan. Será inútil si no te llevas bien, ¿no crees?”

Yukine-san le dijo eso con una sonrisa.

Tsukino asintió con la cabeza. Parece que es débil contra su hermana mayor.

“Lo siento. Llevémonos bien de ahora en adelante…”

Creo que podremos hacer las paces.

“Supongo que está bien, igual, solo llámame por mi nombre. Pero que seamos compañeros de clase lo hace extraño.”

“A-Ah… tienes razón.”

Y así fue como comenzó mi vida con tres hermanas en la mansión Jinguuji.

※※※

Tras conocernos, Yukine-san me mostró la casa y me dijo que fuera a darme una ducha si quería, para aliviar el cansancio. El baño de esta casa es enorme, ni siquiera hay un punto de comparación con el de la mía. Gracias a eso, mi cansancio se volvió nulo debido al buen humor.

Después de eso, los cuatro cenamos.

Cuando salí del baño me dirigí al comedor, ya estaban las tres. Tsukino y Karin estaban sentadas. Yukine-san llevaba la comida a la mesa.

“Lo siento, Tenma-kun. Hoy no teníamos mucha despensa, así que solo pude hacer esto.”

Diciendo eso, Yukine-san preparó platillos de paella, teriyaki, costillas de cerdo, pollo empanizado, cosas que jamás cenaría en mi casa.

“N-No… con esto es suficiente…”

Nunca había visto tanta comida servida para una cena. Parece que las habilidades de cocinera de Yukine-san están perfectamente a la altura de una buena esposa.

Me senté en mi lugar. Yukine estaba frente a mí. Los asientos a mi lado estaban vacíos, Karin estaba en una esquina y Tsukino en otra.

Una vez los cautro estábamos sentados, comencé a comer de la paella frente a mí.

“¡Woaah! Qué pasa con esto, ¡es delicioso…!”

Involuntariamente grité ante las delicias de la comida.

El sabor de los mariscos, camarón, almejas, junto con el arroz, se mezclaban de una manera bastante gratificante.

Además de la limonada que había preparado, todo esto le daba un sabor refrescante.

¡Definitivamente esto es lo mejor que he comido en mi vida!”

“Fuufu. ¿Te gusta? Yukine-neechan siempre cocina.”

Karin parecía orgullosa. Aunque, ciertamente sabe muy bien.

“Fufu. ¿Me pregunto si ahora me esforcé de más por Tenma-kun?”

Yukine, frente a mí, dijo eso y sonrió como una verdadera esposa. Supongo que esto me hizo un poco feliz.

“Todavía hay más comida, me parece que comes bastante, ¿no?”

¿Aún hay mas…? ¿Puedo disfrutar de estos deliciosos platillos a grandes cantidades?

Una vida donde puedes comer toda la cantidad de comida lujosa que quieras. Mi vida era demasiado pobre hasta ahora… además de eso, estoy viviendo con chicas hermosas.

¡No, no! ¡Estás divagando! ¡Estoy aquí por trabajo! No debo olvidarlo.

Mi trabajo es vivir con ellas y que se acostumbren a mí. Para ello, debemos llevarnos bien. Así que debo hablar más y abrir mi corazón.

“Yukine-san, eres muy buen cocinando. ¿Estudiaste gastronomía o algo?”

“Uhm, realmente no es nada especial. Pero, suelo cocinar siempre. Así que supongo que mis habilidades culinarias han ido mejorando conforme pasa el tiempo.”

“Increíble… también cocino, pero ni siquiera me acerco a estas habilidades.”

“Tenma-senpai, ¿también cocinas?”

“Bueno, solo un poco. ¿Y tú, Karin?”

“Cuando entro a la cocina, por alguna razón todos los ingredientes se me deshacen. ¡Por eso yo solo me especializo en comer!”

“Mh. Karin-chan, debes de esforzarte más~.”

Diciendo eso, se rieron alegremente.

Todo va bien. Tuve una buena conversación con Yukine y Karin. Para alguien como yo, con nula experiencia con mujeres, creo que voy por buen rumbo.

El problema era la otra persona…

Tsukino parece no estar interesada en mí y solo ve la televisión.

“Hey Karin, pronto comenzará un dorama que quiero ver.”

“Ehhhh. Pero quiero ver un programa.”

“¿Ese show de comedia raro? Puedes grabarlo y verlo más tarde.”

“Pero Karin quiere verlo justo ahora. Lo he estado esperando desde la mañana.”

“No. Es una orden de tu hermana. Dame el control.”

“¡Qué injusta! ¡Esto es un completo abuso de autoridad!”

“Ah. Parece que tendremos una pelea después de esto.”

“No sucederá eso. Ni lo piensen.”

Yukine-san irrumpió la conversación de ambas.

¿Esto es malo? Las dos hermanas comenzaron a pelearse. No importa qué obstáculo deba cruzar, tengo que llevarme bien con ellas.

No importa cuánto me odie Tsukino. No, por eso mismo, porque me odia, ¡por eso debo reducir la distancia entre ella y yo.

“O-Oye, Tsukino. ¿Qué tipo de dorama verás?”

“……”

Tsukino se quedó en silencio mientras le hablaba.

“¿Por qué me ignoras…?”

¡Esto es intimidación! ¡Completamente!

“¿Uh? ¿Me hablas? Lo siento~ no me di cuenta. ¿Estabas aquí dentro? Pensé que esta casa solo era para humanos.”

“Claramente soy humano… ¡no tiendo por qué me odias tanto!”

“¿Te importaría no hablar conmigo? Solo tienes que vivir aquí, ¿verdad? Supongo que no hay problema entonces.”

“Guh… puede ser…”

Ciertamente, Hajime-san me dijo que no tenía qué hacer nada en especial. Sin embargo, preferiría tener una buena relación.

“Hey, Tsukino-chan. ¿Por qué odias tanto a Tenma-kun?”

“Porque este tipo es desagradable. ¿Acaso no viste como miraba a Karin?”

Yukine-san seguía siendo gentil. En cuanto a Tsukino, creo que es real eso de que no le gustan los hombres.

“Cómo sea, haré como si no estuvieras aquí. Es más, como si no existieras.”

Diciendo eso… Tsukino siguió comiendo.

Entonces Tsukino no tiene intención de involucrarse conmigo.

Una vez terminó la cena, decidí ir a mi habitación. Creo que no quiere estar en el mismo espacio que un hombre.

“Tenma-kun, lo siento, ¿sí? Tsukino-chan parece estar de mal humor…”

“No tienes de qué preocuparte. Supongo que así es con todos los chicos.”

“E-Es cierto… es así con cualquier chico.”

Parece ser que su hermana comprende la repulsión de Tsukino por los hombres.

Pero para mí, hasta cierto punto esto es un problema.

Si Tsukino odia a los hombres, tengo que lidiar con ello. Si Tsukino sigue odiando a los hombres aún después de que yo haya terminado mi estancia aquí, Hajime-san sospechará de un mal trabajo.

Pero, ¿cómo le haré para llevarme mejor con Tsukino?

Suspiré ante la difícil situación.

※※※

Después de la cena, me acosté en la cama de mi habitación asignada.

Es aproximadamente el doble de mi habitación real. Tenía una enorme cama de lujo, sofá, televisión, computadora e incluso videojuegos.

Especialmente la cama era genial. Nunca había usado sábanas tan suaves. Así que, cansado del repentino cambio en mi vida, dormí profundamente mientras pensaba cómo llevarme bien con Tsukino.

A la mañana siguiente, cuando desperté noté algo extraño.

“¿Nhh…? ¿Qué pasa…?”

¿Por qué me siento pesado…? Giré mis ojos hacia la parte inferior de mi cuerpo. Entonces…

“Ah, despertaste, Tenma-kun.”

Yukine estaba ahí.

“¿Eh…?”

“Buenos días, Tenma-kun.”

Vestida con ropa simple, Yukine me sonrió.

Ella estaba a horcajadas en mí. Su peso era considerable. La calidez de sus muslos se transmitía a través de las sábanas.

“Ehm… ¿qué estás haciendo, Yukine-san?”

“¿Qué? Bueno, vine a despertarte. A los hombres les hace feliz que una chica los despierte por la mañana, ¿verdad?”

Ooh, ya veo… ciertamente, estoy aquí para ser su esposo. Entonces como Yukine es mi esposa, vino a despertarme.

No, pero… espera.

¿Por qué me despierta montada sobre mí…?”

“Vamos, vamos~ no puedes despertar tan darde.”

“¿…?”

Sacudió su cuerpo tratando de despertarme.

En ese momento, sus grandes pechos rebotaron. Además, su entrepierna se frotó contra la mía.

“Yu-Yukine-san… alto…. Me levantaré, me levantaré…”

Detén tus movimientos antes de que sea demasiado tarde.

“¿En serio? ¡Pues bien!”

Yukine-san se acercó a mí.

Estiró sus brazos y me abrazó.

“¿¡Wuah…!?”

“Es hora de levantarse~. Buen chico, buen chico.

Yukine frotó mi cara contra sus enormes pechos mientras acariciaba mi cabeza. Los dedos de Yukine acariciaban suavemente mi nuca.

“Tenma-kun, es genial poder despertarte en la mañana.”

Me abrazaba tan fuerte que no podía creer que sus brazos delgados tuvieran esta fuerza. Podía oler su aroma, olía como a frutas y me hacía cosquillas en la nariz. Mi rostro se hundía más y más en su pecho…

“¡Y-Yukine-san! ¿¡Qué haces tan de repente!?”

Al volver a mi cordura, escapé de mis brazos.

“¿Eh? Tenma-kun, ahora que despertaste correctamente, pensé que debería alabarte.”

“No, no creo que deberías alabarme solo por despertar… pero eres bastante dulce…”

Ni siquiera a los niños de primaria los alaban por despertarse.

“Pero, he estudiado bastante. ¿Acaso a los hombres no les gusta ser consentidos por las mujeres?”

“¿Eh…?”

“Es por eso que quise mimarte mucho, ahora soy tu esposa. Tenma-kun.”

“¡Nh…!”

Su delicada sonrisa estaba llena de maternidad. ¿En serio será mi esposa por este tiempo…? Esto es malo. Esto es malo.

Hajime-san fue demasiado claro. Dijo que me mataría si hago algo impuro. No puedo permitir tanto contacto físico.

En primer lugar, todo se echará a perder si me mata. Y si me encuentra en esta clase de situación, me despedirá.

Tengo que decirle que deje de hacer esto.

“Yukine-san… no importa que seamos una pareja temporal, creo que esto es demasiado. Por favor, evitemos entrar tanto en contacto físcio.”

“¿Sí? Yo creo que esto es normal. Debemos practicar adecuadamente. Con el fin de poder satisfacer a mi pareja cuando me case en un futuro.”

Yukine me dijo con los ojos brillando.

“¡Quiero ser la esposa perfecta que pueda complacer a su esposo adecuadamente! Para ello, ¡me esforzaré lo más que pueda contigo, Tenma-kun! Entonces… Tenma-kun, ¿no crees que también deberías consentirme un poco?”

“¡Uh…..!”

Yukine acercó su rostro y susurró con una dulce voz.

Esa voz hizo que mi deseo sexual se elevara de repente y mi corazón latiera más rápido.

“Por cierto, preparé arroz. Tenma-kun, cuando te cambies de ropa, baja a desayunar.”

Diciendo eso, se bajó de mí con una sonrisa y salió de la habitación.

“Ah, por cierto. Ve a despertar a Karin-chan. Hoy es día feriado y creo que está durmiendo en la habitación.”

Solo escuchándola, me quedé ahí un rato.

※※※

Después de cambiarme de ropa, me dirigí al comedor como Yukine me dijo.

“Ahh, realmente me sorprendió…”

Nunca pensé que Yukine entraría a mi cuarto y me despertaría de esa manera y mejor aún, que me abrazara.

Creo que eso es algo que no debería hacer a la ligera. Si Hajime-san lo ve, definitivamente me despedirá. Deberé cuidarme de ahora en adelante.

Pero ella es bastante audaz. El abrazarnos es demasiado para mí.

Sé que pueden estar entusiasmadas por esto del matrimonio falso. Creo que Yukine-san es la que más está pensando en casarse a futuro, así que se está esforzando por gustarle al hombre con el que se casará.

Pero, no podemos intimar tanto.

“Ah, cierto. Tengo que ir a despertar a Karin.”

Recordé lo que Yukine-san me dijo y me dirigí a la habitación de Karin.

La puerta estaba entreabierta. Llamé a Karin desde afuera sin entrar a la habitación.

“Heey, Karin. ¿Estás despierta?”

Un hubo respuesta. Tal y como dijo Yukine-san, debe estar dormida.

“¡Karin…! ¡Yukine-san te llama…!”

Dije eso y la llamé nuevamente. Pero, parece que sigue sin despertar.

“¿En serio me pasa esto…?”

No debería entrar a la habitación de una chica, pero parece que no habrá respuesta si la sigo llamando desde afuera.

Aunque pensándolo bien, como Yukine-san me lo pidió, no debería haber problema si entro a su habitación. La puerta sigue abierta así que si miras dentro nadie te culpará.

Concluyendo eso, dudé un poco pero abrí la puerta.

“Hey, Karin. Despierta—”

Mientras la llamé, me dirigí a su cama.

“Huuaa… huaaa…”

Karin estaba acostada en la cama, dormida. Llevaba puesto un camisón de apertura frontal, dejando a la vista su lindo escote.

Pero había algo que llamaba más la atención.

Sus bragas quedaban completamente expuestas.

Supongo que se movió el camisón estando dormida, por eso sus bragas quedaron al aire libre. Llevaba unas pequeñas bragas rosas bastante lindas.

Supongo que estoy viendo de más.

En ese momento despertó. Justo cuando la estaba viendo.

“Fuaaaah… Tenma-senpai, buenos días~…”

Karin me saludó con una voz adormilada. Parece que ni siquiera estaba avergonzada, solo puso una sonrisa mientras su trasero con bragas quedaba expuesto.

Inmediatamente aparté la mirada.

“¡K-Karin! ¡Tu ropa! ¡Puedo ver tus bragas!”

“¿¡Fueeeh!? ¡Kyah!”

Ante mis palabras, se dio cuenta de la situación actual. Apresuradamente se bajó el camisón para taparse mientras su cara se sonrojaba.

“Tenma-senpai… ¿las viste?”

“E-Ehmm… bueno, solo un poco…”

No había necesidad de mentir. Además, claramente me vio que estaba viendo sus bragas. Nada mejor que decir la verdad.

“Entras a la habitación de una chica y le ves las bragas mientras duerme… Tenma-senpai, ¿eres un pervertido?”

“¡N-No! ¡Es un malentendido! Solo intenté despertarte, Karin—”

“¿Qué? ¿Te estás excusando? Querías verme las bragas.”

“N-No… lo siento…”

Ciertamente vi sus bragas, así que debía disculparme.

Cuando agaché mi cabeza, Karin suspiró con un “Haaa…”

“Bueno, no importa. Karin tiene un corazón muy grande. En cambio—hazme un favor.”

Karin estiró sus manos mientras seguía acostada en la cama. Yo, no entendía la situación.

“Ayuda a Karin a levantarse.”

“¿Ah…?”

De pronto Karin tomó una misteriosa actitud.

“Karin es muy débil por las mañanas. No puedo levantarme por mí sola. ¿me cargarás como papá?”

Karin puso una linda sonrisa.

“Supongo que por ser mi senpai debes poder cargarme. Es tu castigo por verme las bragas. Además, como mi esposo, esto es parte de tu trabajo.”

“¿M-Mi trabajo…?”

¿Por qué debería ser parte de mi trabajo cargar a Karin?

“A las mujeres les gustan los hombres que las mimen. Así que para ser una buena esposa, ¡debo ser paciente con los hombres!”

Karin tenía su propia teoría. Sin embargo, no puedo negarlo.

“Por ello, quiero que Tenma-senpai me consienta. Es tu obligación como mi esposo.”

“¿Qué pasa con esa lógica?”

Esta chica parece una versión completamente inversa a la de Yukine-san.

Karin es bastante dulce, aunque me la ponga un poco difícil, creo que no lo hace a propósito. Después de todo tanto ella como Yukine-san, solo intentan acostumbrarse a mí, además de querer ser buenas esposas.

En resumen, esto solo aumentará el riesgo de que me despidan.

“Bien, Tenma-senpai. Cárgame rápido~.”

“Ahhh… supongo que solo por esta ocasión.”

Realmente quisiera rechazar esto, pero ahora cargo con la responsabilidad de haberle visto las bragas. No hice nada malo, solo vi.

Así que agarré sus brazos y la levanté con toda mi fuerza.

Karin se puso de pie y se recargó en mi pecho.

“¡Eeei!”

“¡Uwah!”

Apretó su pequeña cara contra mi pecho.

“Ahaa. Estás bastante calientito, Tenma-senpai.”

Era exactamente lo contrario a Yukine-san.

Yukine-san quería consentirme a mí, Karin quería que yo la consintiera a ella. Lo que ambas tienen en común, son las ganas de intimar demasiado. Esto puede ser un problema.

“¡Espe… no! ¡Suéltame, Karin!”

“¿¡Eeeeeh!? ¿¡No me quieres!? ¡Llévame así por favor!”

Chicas, en serio, no puedo con tanto.

“¡Puedes caminar por ti misma! ¡Eres una persona completamente íntegra!”

“¿Eeeeh? No quiero. Quiero que me trates como una princesa. Ah, tendrás que llevarme al baño. Luego bajarme para desayunar, luego traerme a lavarme los dientes, a arreglarme para la escuela. También tendrás que jugar conmigo… es parte de tu trabajo.”

“¡No tengo ganas de hacer nada de eso!”

“Entonces, ¿podemos irnos juntos a la escuela?”

“Es un buen comienzo, ¡pero pides mucho!”

Al final, la abracé y la cargué para llevarla al comedor.

※※※

Es una casa de dos pisos, el segundo es donde están las habitaciones. En el primero son los espacios compartidos. Así que cuando bajé a Karin Yukine ya estaba preparando la comida en la cocina. El sonido y el olor de los huevos fritos con tocino llegaban al comedor.

“Buenos días, Karin-chan. Pronto estará el desayuno~”

“¡Waah! ¡Gracias, Yukine-oneechan!”

Yukine dijo suavemente mientras Karin se sentaba en la silla.

“Tenma-senpai, rápido, rápido. Siéntate al lado de Karin.”

“A-Ah. Sí.”

Tal y como me dijo, me senté a su lado.

“Tenma-kun, ¿podrías esperar un poco más?”

“Ah, sí, no hay problema. Muchas gracias.”

Para alguien como yo, quien siempre le cocinaba a su hermana menor después de entregar el periódico, estaba bastante feliz de tener comida esperándome al despertar. Sé que esto es trabajo, pero me olvidaré un rato de eso y disfrutaré.

“Fuhaaa~… buenos días~”

“Ah, buenos días Tsukino-chan.”

“Buenos días—”

Volteando hacia la voz, Tsukino apareció con una cara adormilada. Su boca se veía bastante brillante y sus pestañas bien contorneadas. Supongo que se arregló un poco antes de salir de su habitación.

“Ah… buenos días, Tsukino.”

Le di un pequeño saludo esperando su reacción.

“Tch. ¿Sigues aquí?”

Entonces me volteó a ver con desdén. Tal y como esperaba, me siento un poco herido.

“Supongo que sí… estaré aquí por un año.”

“Fuhn. Da igual. No cambia nada si estás o no estás.”

Esta chica, en serio, ¿va a tratarme como si no estuviera?

Yukine habló desde la cocina al ver a Tsukino.

“¿Uh? Tsukino-chan, ese labial te queda bastante bien. ¿Lo compraste en la tienda esa frente a la estación?”

“Ah, ¿este? Sí, es un artículo limitado. ¿Quieres que te lo preste, Yuki-nee?”

“¿En serio? Gracias~ eso me hará muy feliz.”

“¡Eeeh, qué malas! ¡Karin también quiere usarlo!”

“Está bien Karin, pero, ayer usaste mi uniforme de educación física, primero devuélvemelo.”

“¿Ah, me descubriste? Ups, olvidé lavarlo.”

“No voy a usarlo hoy, así que puedes lavarlo más tarde. Lo utilizaré la otra semana.”

Las tres hermanas conversaban alegremente.

El exceso de intimación puede ser un problema. Debo mantenerme a una distancia considerable para poder hacer mi trabajo y acostumbrarme a las tres chicas.

¡Así que para ello, debo unirme a la conversación!

“Hey, Tsukino. Hablando de educación física, ¿qué hacen las chicas en clase? He escuchado a varios que dicen—”

“¿Ha? ¿Por qué te intriga saber eso? Qué desagradable…”

Sí, bueno, supuse que esto pasaría. Al final me interrumpió y ni siquiera me dejó terminar de hablar.

“Yuki-nee. Almorzaré cuando hayan terminado.”

“¿Eh? ¿Pero ya va estar listo el desayuno?”

“Está bien, está bien. Es solo que no quiero almorzar con este tipo aquí.”

Tsukino me señaló con el dedo.

Aparentemente, quiere evitarme a toda costa…

“Aparte, no creo que deberías estar aquí sentado con nosotras. Eres un completo extraño después de todo.”

Tsukino dijo eso y levantó una taza de la mesa

Hey… espera… espera.

“¡Tsukino-chan…!”

“Ehhh, ¿qué pasa…?”

Yukine-san le habló, pero fue demasiado tarde.

Tsukino bebió de mi taza.

“¿¡Nh…!?”

Una voz extraña salió de mi garganta. Solo pude paralizarme al ver a Tsukino.

“¿Ah? ¿Qué pasa?”

Trsukino no se dio cuenta y se me quedó viendo.

Yukine-san habló, vacilando un poco.

“Uhm, Tsukino-chan… esa taza… es de Tenma-kun.”

“¿¡Nh……!?”

Tras decirle eso, mi corazón latió con más fuerza.

La cara de Tsukino incluso se tiñó de rojo.

“¿¡Eeehhhhhh…!? ¡Eeeeeeeeeh—!”

“L-Lo siento, no tenía preparada ninguna taza para Tenma-kun, así que le di una de las tuyas, Tsukino-chan.”

Yukine dijo, pero aparentemente Tsukino no escuchó.

¿Estará enojada conmigo? Su rostro estaba rojo y su cuerpo estaba temblando.

“Ahaaa. Onee-chan, ¡le diste un beso indirecto a senpai!”

Las palabras que detonaron todo fueron las de Karin.

“~~~~~~~~~~~~~~~¡nh!”

*dokundokundokundokun*

Puso de inmediato la taza en la mesa, corrió y subió por las escaleras a toda velocidad.

“……”

 Ehm… ¿tanto me odia? Supongo que no hay nada qué hacerse. Pero, si me odia tanto, ¿realmente podremos convivir juntos?

“Ah-ahaha… lo siento, Tenma-kun.”

“Tenma-senpai. ¡Estás en guerra!”

Yukine se disculpó y Karin dijo eso despreocupada.

Parece que será bastante difícil llevarme bien con Tsukino. Con solo unos minutos con ella, me di cuenta de la dificultad de la misión.

※※※

“Después de todo, Tsukino es un problema…”

Tras desayunar, pensé la situación con Tsukino mientras me dirigía a mi habitación.

Acabamos de comenzar a vivir juntos, pero no tengo más remedio que cuestionar mi relación con ella.

Yukine y Karin no representan problema alguno. Aunque son un poco intensas, pero son buenas chicas.

La única difícil es Tsukino. Si no logro reducir la distancia con ella, será difícil continuar con esta vida.

Además, esto durará un año. Y si no puedo hacer que se lleve bien conmigo, habré fracasado.

“Qué más puedo hacer… si tan solo me dejara hablar bien con ella.”

Quiero hablar con ella para poder acercarme bien.

Pero, ¿qué le debo decir? “¡Vamos a ser buenos amigos!”, no creo que eso funcione. O tal vez ni siquiera importa qué le diga, ella optará por su actitud ofensiva.

Sin embargo, de este trabajo depende toda mi familia. Mi hermana es la razón para no renunciar. Tengo que pensar en alguna manera de llevarnos bien.

Con eso en mente, subí las escaleras y llegué al segundo piso.

Tras caminar por el pasillo, abrí la puerta de mi habitación.

En ese momento, sentí que se detuvo el tiempo.

Mi cuerpo dejó de moverse por completo. Con la puerta abierta, mi respiración se congeló, incluso a mi corazón se le olvidó moverse.

Eso fue—porque vi algo increíble en mi habitación.

Tsukino tenía en sus manos mi bóxer de anoche—y lo estaba oliendo.